HUELVA 2017-2018

Historia, Playas, Turismo, Recreativo, Fiestas Colombinas, Semana Santa Onubense y Romería del Rocío

Noticias de última Hora. Canal de información 24 horas

★★★ Más de 160 linces han muerto en Doñana desde 1982, la mayor parte atropellados


La información contenida en esta web debe ser considerada como información general, de carácter formativo, educativo o divulgativo, y no puede ser utilizada o interpretada como consejo o diagnótico médico, psicológico o de ningún otro tipo. Las decisiones relativas a la salud mental de los pacientes deben ser tomadas por profesionales de la salud acreditados y teniendo en cuenta las características individualizadas de cada paciente.


 


 

 

Más de ciento sesenta han sido encontrados fallecidos en el en las últimas 3 décadas, un periodo en el que el furtivismo y la caza, como primordial causa de fallecimiento hasta los ochenta, han dejado paso a los atropellos, que son ahora el mayor peligro para este felino.

De este modo se desprende del informe sobre la mortalidad del lince ibérico en el área de Doñana (mil novecientos ochenta y dos-dos mil trece) y de la Memoria de Actividades del Espacio Natural de dos mil catorce, que cifran en ciento sesenta y tres las muertes registradas en treinta y dos años, las últimas siete a lo largo de el año pasado.

La dinamica poblacional y las alteraciones del esmero de seguimiento complican la tasa de mortalidad Los informes apuntan a una cierta tendencia ascendiente de la mortalidad, con picos en los años mil novecientos ochenta y cuatro (nueve ejemplares), mil novecientos noventa y cinco (diez), dos mil siete (once) y dos mil trece (diez).

Esta tendencia en alza, conforme los especialistas, hay que interpretarla con prudencia, puesto que muchos son los factores que complican la comparación de la tasa de mortalidad en el tiempo, como la activa poblacional o bien las alteraciones del esmero de seguimiento, singularmente de radioseguimiento, durante estos años.

Respecto a la activa poblacional, se estima en cincuenta los ejemplares que conformaban la población de lince ibérico en Doñana en los años ochenta, número que fue reduciendo hasta la treintena a inicio de dos mil, para, desde ahí, acrecentar hasta lograr en dos mil trece su población máxima con noventa y cuatro individuos, cifra que cayó a ochenta en dos mil catorce.

Por otro lado, si hasta dos mil se observaba una escasez de rastros de lince en zonas exteriores al Parque Nacional, en la última década esta tendencia semeja haberse invertido, y en nuestros días hay una esencial población periférica a Doñana, un cambio que podría acrecentar las probabilidades de muerte al estar sometidos estos territorios a un mayor número de amenazas.

Causas y distribución

Si se examina la distribución por edades de los animales fallecidos, un cuarenta y cuatro por ciento eran adultos, cerca de un cuarenta y seis por ciento subadultos, un siete por ciento cachorros y en un tres por ciento de los casos la edad no aparece descrita en los ficheros.

Por el sexo, hay en torno a cuarenta y siete por ciento de machos fallecidos, cuarenta por ciento de hembras y el resto indeterminado.

Los especialistas aconsejan el control poblacional y sanitario como pieza clave para prevenir el contagio del lince de enfermedades Sobre las causas de las muertes, el informe recoge que en un veinte por ciento de los casos no pudieron ser determinadas y de las conocidas la más usual es el atropello, con alrededor del cuarenta y dos por ciento de los capítulos, seguido del furtivismo con dieciseis por ciento , las enfermedades trece por ciento , causas naturales cinco por ciento y el cuatro por ciento serían incidentes como ahogamiento en pozos o bien atrapas eventuales.

Hasta los años ochenta el furtivismo y la caza, ya antes de la protección legal de la especie, eran las primordiales causas de mortalidad del lince ibérico.

Desde entonces, el incremento en la velocidad y número de automóviles unido al pavimentado de diferentes vías de comunicación y a la mayor dispersión de la población de linces de Doñana hicieron que esta causa fuera en incremento hasta transformarse en la causa primordial de mortalidad con las carreteras A-cuatrocientos ochenta y tres, A-cuatrocientos ochenta y uno y A-cuatrocientos noventa y cuatro como puntos negros más esenciales.

Los informes destacan que pese a esa a la tendencia a la baja en muertes por furtivismo, el empleo de métodos prohibidos y la actividad furtiva prosiguen siendo usuales en las zonas linceras, como ponen de manifiesto los descubrimientos regulares de nudos, cepos, fauna tiroteada y vísceras de animales.

Prevención

Como conclusiones, los especialistas aconsejan el control poblacional y sanitario como pieza clave para prevenir el contagio del lince de enfermedades debidas a antropización del medio y a la acción humana y también incluir en el diseño y mejora de infraestructuras de transporte lineales las actuaciones oportunas para progresar la conectividad y favorecer la desfragmentación del hábitat para encarar el inconveniente de los atropellos.

En esta última línea, recomiendan por si fuera poco valorar las medidas de permeabilización tanto para el lince ibérico para el conjunto de la fauna silvestre.





Está aquí: Inicio > Noticias de Huelva > ★★★ Más de 160 linces han muerto en Doñana desde 1982, la mayor parte atropellados

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información